sábado, marzo 25, 2006

Gemido

Abrir las piernas
parir.

El dolor explota en mis caderas
su lava ardiente
lo invade todo.
Mi carne es
cristal trizado
que se incrusta en los
huesos.

El fin del mundo en mi vientre
la angustia del infierno
sin haber pecado.

En esta tierra que no conoce placer
el mundo se estanca
se disuelve.

Madre me arrebata el cuerpo
hambrienta lo posee:
mis músculos sus vasallos
la matriz su esclava

mi niño, su victoria.

2 Comments:

Blogger jorge angel said...

¡Qué fuerte!
Tus letras golpean muy adentro, un placer leerte.

besos

1:58 p.m.  
Blogger claudia peña claros said...

para mí también es un placer leer tu placer
claudia

5:02 p.m.  

Publicar un comentario

<< Home