viernes, noviembre 10, 2006

Ya no disfraz

he sido muchas cosas
que en realidad
no soy

reflejo
remedo de alguien
que no se parece
a mí

ahora soy esto:
una mujer que escribe

eso me nombra

y alcanza

3 Comments:

Anonymous Anónimo said...

puedes estar segura que
alcanza y sobra,
que mas se puede pedir??

vale

11:26 p.m.  
Blogger Ciclista del valle said...

Al aire
descubierta
la mujer que dice.
Se destapa
quiere que la vean
tiene qué mostrar:
la ven -- la leo.

6:23 p.m.  
Blogger carlatania said...

Como mujeres, la sociedad nos impone, el marido nos presiona, los hijos nos exigen (también nos dan mucho), pero todos se llevan pedacitos de nosotras y nos van desatando, hasta que no podemos reconstruirnos como éramos como soñabamos, o hacia donde queríamos llegar como nosotras mismas, no como "una señorita debe parecerlo además de serlo" (me decía mi mamá).

Al final cuando nos reencontramos con nuestra propia soledad podemos ser un poco más nosotras mismas, menos pretandidamente perfectas "amas de casa, amantes, esposas, enfermeras etc. etc. etc."
Cuando dejamos de ser un ser que suple abnegadamente necesidades de otros, nos reconformatamos a nostras mismas y nos decimos por fin, soy yo, no tengo que fingir más...

4:16 p.m.  

Publicar un comentario

<< Home