jueves, diciembre 15, 2005

Papeles

Hay que tener miedo
de los hombres
que te dejan papeles.

No podrás vencer la tentación
de oler
esos papeles
seguir el trazo oscuro
que su cuerpo
ha ido dejando

el tatuaje de sí mismo

perseguirás
los redondos los ceros
las líneas
la punta curva de las ‘ele’.

Habrá quedado
para siempre
un rastro:
sus palabras
- sueño revolución locura voluntad -
terribles y eternas

el papel
lleno de letras

su vida en trazos:
todo.

Menos él.

3 Comments:

Blogger Christopher said...

Cierto, un papel de puño y letra pude doler mucho más que una fotografía.

Saludos,

9:13 p.m.  
Blogger V said...

me encanta cómo escribís, me encanta que no me dejés margen para hacer algo distinto de sentir...
las palabras... cuán poderosas son... te dejo este link

http://buenaventuras.bitacoras.com/archivos/2005/12/09/la-noche-y-las-palabras#comentarios

ojalá lo disfrutes..
un abrazo

4:32 p.m.  
Blogger carlatania said...

No te dejes llevar por los papeles, porque por un papel rifamos toda nuestra felicidad. También por un papel, somos libres... Si pudieramos quemar como paleles viejos todos los sueños dolidos, que nunca pudieron realizarse, talvez podríamos empezar a escribir papeles nuevos, páginas rosadas y perfumadas, aunque sea para inventarnos amantes. Lo que sea, menos seguir atadas a esos papeles amarillos y torpes, que nos recuerdan lo que ya no somos. A dejar que los historiadores se encarguen de reconstruir los papeles, nosotras, a vivir, sólo a respirar y extender nuestras alas como colores de papel de seda, como cometas.

3:42 p.m.  

Publicar un comentario

<< Home